linea
Farmacias del Dr. Simi<sup>®</sup>
  boletines Bolsa de Trabajo contacto  Contáctanos
     
You tube instagram dr simi chile ¡Hazte fan! Síguenos...

BUSCA TU GENÉRICO »

buscar genérico sustancia activa
>

El ABC de los Primeros Auxilios


Si el lesionado no responde, aplica el ABC de Primeros Auxilios.

A. Mantén libres sus vías respiratorias colocando la palma de una de sus manos a la altura de la frente y coloque los dedos índice y medio de su otra mano a la altura de la barbilla, echando la cabeza hacia atrás, esto permitirá que la lengua no bloquee la tráquea y por ende, el paso del aire.

B. Busca que respire. Vigila su función respiratoria. Observa la expansión del pecho para cerciorarte que respira. Escucha, coloca tu oreja cerca de su nariz y boca, observando hacia el pecho para escuchar sus respiraciones.

C. Tómale el pulso. Para determinar si la persona tiene pulso y por ende late su corazón, localiza con tus dedos índice y medio la protuberancia que se encuentra en la parte media de su garganta, ha eso se le conoce como el cartílago Tiroides (conocido también como la Manzana de Adán), un vez localizado este punto desliza tus dedos hacia su costado más cercano y presiona ligeramente entre la Manzana de Adán y el músculo del cuello, ahí se encuentra la arteria carótida, y por lo tanto el pulso con el mismo nombre, siente la presencia del pulso por 10 segundos y observa al mismo tiempo si hay signos de movilidad.

Por último, para concluir con la evaluación primaria, revisa si la persona tiene alguna hemorragia buscando en todo el cuerpo lugares manchados o empapados con sangre. En caso de existir, aplica las técnicas de control correspondientes. Lo importante es que en los primeros auxilios, se debe atender prioritariamente las lesiones que pongan en peligro su vida, después las que pongan en peligro su función y al final las estéticas.

REVISIÓN SECUNDARIA

Esta revisión tiene como propósito revisar cuidadosamente a la persona lesionada para buscar heridas que no pongan directamente en peligro su vida, pero que si no se les dan atención inmediata, podrían causar problemas si no se corrigen de inmediato.
El procedimiento para la evaluación secundaria es:

Realiza un interrogatorio. Si la victima está consciente y puede responder de una forma clara y coherente, pregúntale su nombre, esto le servirá para dirigirse de una forma directa a la víctima y darle confianza, pregunta qué le sucedió ,esto le servirá para darle una atención más efectiva. Después, pídele un teléfono donde se pueda localizar a un familiar o lugar de trabajo. Si la víctima está inconsciente, pregunta por personas que posiblemente hayan visto lo que sucedió.

Verifica los signos vitales del lesionado, como pulso, respiración, llenado capilar , etc. Revisa de la cabeza a los pies. Debes hacer una revisión detenida y cuidadosa buscando lesiones que puedan pasar desapercibidas por el cubrimiento de ropa o que a simple vista no se puedan observar. Cuando estés realizando esta revisión procura no mover bruscamente al lesionado, ya que si las lesiones están presentes en cervicales, tórax, abdomen o pelvis, y se da una atención inadecuada, podrías agravar más la lesión o incluso causar muerte accidental.

Comparte:

 
 
 
© Copyright 2017 Farmacias de Similares, Chile S.A. | Aviso a proveedores | Política de privacidad